clock menu more-arrow no yes

Filed under:

Asunto candente en las elecciones para gobernador: Dólares estatales para matrícula en escuela privada

Candidatos han dicho poco sobre el déficit presupuestario que se avecina.

This article was originally published in The Notebook. In August 2020, The Notebook became Chalkbeat Philadelphia.

La posibilidad de seleccionar la escuela para los hijos, incluyendo los vouchers para que los estu­diantes asistan a escuelas privadas, ha dominado el tema de educación en la campaña electoral para la gobernación de Pensilvania.

El republicano Tom Corbett, actual fiscal estatal, ha impulsado la idea de libre selección un poco más que el demócrata Dan Onorato. Corbett dice que una de sus prioridades como gobernador será dirigir fondos estatales a las alternativas para los sistemas de escuelas públicas, tanto a las escuelas chárter como a los vouchers. Para lograrlo, dijo, estructuraría toda la ayuda estatal para la educación alrededor de la idea de que “el dinero siga al niño”, incluso a las escue­las privadas y parroquiales.

Onorato, el ejecutivo del Condado de Allegheny, respalda un programa más limitado de “grants de oportunidad” para familias de bajos recursos en escuelas de poco de­sempeño.

Ambos candidatos apoyan la expansión de un programa estatal de $60 millones para subsi­diar las escuelas privadas conocido como Educational Improvement Tax Credit o EITC (Crédito tributario para mejoras educativas). El EITC les ofrece incentivos tributarios substanciales a las empresas que le donen dinero a organizaciones de becas.

Sin embargo, en general la educación no ha estado en el centro de la campaña, y usualmente recibe poca atención. Ninguno de los candidatos tiene una respuesta específica a lo que podría ser el asunto educativo más importante que enfrentará el próximo gobernador – lo que haría el próximo año cuando los fondos del estímulo fe­deral desaparezcan y dejen al estado con un déficit de $654 millones en el presupuesto para la educación básica.

Ese déficit es parte de uno más grande de $5,000 millones pronosticado para el presupuesto estatal del 2011-12.

Pero Corbett ha prometido no aumentar ni un solo impuesto si es elegido gobernador. Onorato ha dicho que la promesa de Corbett es irresponsable, pero también ha limitado sus opciones para aumentar los ingresos. El Demócrata ha prometido no aumentar los impuestos sobre ingresos o el impuesto de venta, que juntos representan la mayoría de los ingresos del estado.

El Gobernador Rendell ha criticado las posiciones de ambos candidatos, diciendo que la prensa “no ha hecho buen trabajo” para presionarlos a que aclaren cómo planifican manejar la futura crisis presupuestaria. También dijo francamente que Corbett “necesita un examen mental.”

En una entrevista con el Notebook, Rendell dijo que sin ingresos nuevos, los recortes en educación y el resto del gobierno serían masivos.

“O aumentamos los [impuestos sobre ingresos personales] – y no olviden que tenemos la segunda tasa de im­puestos personales más baja del país, 3.07 por ciento – o tendremos que eli­minar bastantes de las exenciones en el impuesto de venta”, dijo.

Hasta el Presidente del Senado Dominic Pileggi, republicano del Condado de Delaware, ha cuestionado la promesa de Corbett.

“El próximo año va a ser sumamente desafiante, y francamente … no veo cómo lo hará”, dijo a principios del verano.

Corbett rechazó numerosas peticiones para entrevistarse con el Notebook y discutir asuntos sobre educación, y tampoco quiso enviar a un portavoz.

Onorato sí nos otorgó una entrevista.

En cuanto a aumentar los ingresos del entrado, dijo que a diferencia de Corbett, es partidario de un impuesto sobre el gas natural extraído de Marcellus Shale.

Pero, añadió, “Hay ciertos impuestos que no pueden aumentarse, como los impuestos sobre ingresos o el impuesto de venta. La realidad política es que el público no cree que Harrisburg esté usando el dinero correctamente … Primero hay que gastar sabiamente lo que se tiene antes de considerar ingresos adicionales”. Dijo que está dispuesto a reducir las pensiones para alinearlas con las “realidades fiscales”.

Onorato se ha declarado firmemente en respaldo de la nueva fórmula de asignación de fondos basada en el estu­dio de costos del 2007, el cual determinó lo que se necesitaría para educar adecuadamente a todos los estudiantes del estado. La fórmula le asigna fondos a los distritos en base a necesidades tales como nivel de pobreza y dominio del inglés.

Pero duda que pueda financiarse por completo.

Aunque está de acuerdo con los intentos de Rendell de aumentar la porción que paga el estado y reducir la de los impuestos sobre la propiedad, dijo que “las realidades financieras impiden que eso ocurra”. Está de acuerdo con las metas adecuadas para cada distrito que identificó el estudio de costos y quiere usar la fórmula para asignarles los fondos a los distritos escolares “aunque no podamos cumplir con el plazo”.

En lo que escribió sobre la educación en su sitio Web, Corbett dice que la fórmula es “un paso en la dirección correcta” porque se basa en las “necesidades individuales de los estu­diantes”.

De todos modos, el énfasis principal del republicano es encontrar maneras para darles más dinero del estado directamente a los padres. De acuerdo con lo que escribió sobre el tema, “los fondos se deben distribuir de manera que las decisiones estén en las manos de los estudiantes y sus familias. Esto es espe­cialmente crítico en el caso de los estudiantes que asisten a escuelas de poco desempeño”.

Él también quiere supervisar más de cerca cómo los distritos gastan los fondos estatales para la educación y enviar más dinero “directamente al salón de clases”.

Ambos candidatos han hablado sobre responsabilizar más a las escuelas chárter. Corbett dice que él esta­blecería una junta estatal independiente para escuelas chárter que supervise más a esas escuelas.

En sus énfasis y prioridades en cuan­to a la educación, los dos candidatos son diferentes en otros aspectos importantes. Onorato, por ejemplo, le asignaría muchos recursos a la educación en la niñez temprana mientras que Corbett casi ni la menciona. Corbett quiere sueldos en base a mérito para los maestros y favorece el sistema de calificaciones A-F en las escuelas. Onorato, que ha sido endosado por la Asociación de Educación del Estado de Pensilvania, no menciona los sueldos en base a mérito.

Más ampliamente, Onorato dice que las escuelas públicas, así como los maestros y sus uniones, son parte de la solución para aumentar la calidad educativa. Corbett, por otro lado, enfatiza constantemente que pasará por alto las burocracias de las escuelas públicas a fin de encontrar mejores maneras para llevar cuenta de cómo los distritos esco­lares gastan el dinero, y que pondrá el poder y la capacidad de selección en las manos de los padres.

La capacidad de seleccionar escue­las fue un asunto candente durante las primarias, cuando varios operadores de fondos de inversión adinerados le die­ron $5 millones al senador democrático Anthony Hardy Williams porque él defiende con entusiasmo la opción de selección de escuela privada.

Williams ha introducido proyectos de ley para proveerles lo que él llama ‘becas de oportunidad’ a los estudiantes de distritos que tengan al menos una escuela de poco desempeño. Ambos candidatos dicen que apoyan el proyecto de ley, aunque con algunos cambios que ninguno ha especificado.

En la entrevista con el Notebook, Ono­rato procuró aclarar su posición sobre el asunto de selección de escuela y explicar cuán diferente a Corbett es en ese tema.

“Yo nunca dije que apoyaba los vouchers”, dijo. “Esto es un programa limitado de grants que los estudiantes podrían usar si cumplen los requisitos de provenir de una familia de pocos ingresos y estar en una escuela que tenga problemas académicos. … Un programa limitado de grants no se parece en nada a los vouchers estatales”.

Sí aceptó que los grants “definitivamente estarían respaldados con fondos públicos”, pero que él haría todo lo posible por “asegurar que estos grants no le afectaran adversamente a las escuelas públicas”.

The COVID-19 outbreak is changing our daily reality

Chalkbeat is a nonprofit newsroom dedicated to providing the information families and educators need, but this kind of work isn't possible without your help.

Connect with your community

Find upcoming Philadelphia events